Aquellos autorizados a tocar su cuerpo deben ser seguros

Permitir que otra persona toque tu cuerpo requiere mucha confianza en esa persona. Sin embargo, es muy común que las personas a quienes se confía su cuerpo violen esa confianza y conviertan el contacto autorizado en agresión sexual. Como resultado, los spas deben asegurarse de que las personas que contratan para tocar a sus pacientes estén seguras para hacerlo.

 

 

CONTÁCTENOS HOY PARA CONOCER SUS OPCIONES